Hasta que “la Razón” nos separe

imagesWPA0AUG4Cuando entrevisté a la amiga de mi amiga sobre el tema del divorcio, en: Se terminó la función, tuve una necesidad imperante de concluir sobre su caso, y dar algunas recomendaciones que me parecieron interesantes para compartir:

Si algo hay que entender en esta historia, se refiere al sentimiento universalmente compartido del miedo a lo desconocido, a enfrentar una nueva realidad, con el consecuente de tener que redefinirse como persona cuando un cambio de esta magnitud se da. Definitivamente hay que renunciar a lo que eras, hay que reflexionar sobre sí misma, volver a empezar, y también con una de las complicaciones del divorcio, que es el cómo manejar el sentido de culpa, que acompaña el pensamiento sobre uno mismo como un fracaso y con el cual nadie se siente a gusto. Desafortunadamente, a la amiga de mi amiga, le tomó 20 años!!!! tomar esa decisión, lo que hizo que su energía vital fuese disminuyendo, y su autoestima tocara fondo.

Es por eso, que como bien lo expresó una profesora en mi postgrado de Consejería muy empapada en el asunto legal (estaba casada con un abogado): Las mujeres debemos divorciarnos con la cabeza y no con el corazón. Al fin y al cabo, en la mayoría de los casos, es la mujer la que decide que “ya basta” y toma el primer paso para iniciar el divorcio.

Esta es la recopilación de algunos tips (a lo revista Cosmopolitan) que me resultan relevantes en mi búsqueda cibernética para apoyar esta idea:

  1. No abras la boca ni menciones sobre el divorcio, sin antes consultar y asesorarte legalmente (recuerda debes tener cabeza fría, no que el divorcio sea un acto impulsivo.) Este consejo me lo dio una amiga abogada por cierto..
  2. Asume tu stress, el divorcio es uno de los procesos que genera más estrés en las personas. Es por eso que no solo afecta tu parte emocional sino además puede tener un desencadénate en cuanto a la salud, si no atiendes tus hábitos alimenticios, sueños, etc. (tengo un amigo que rebajó 15 libras en el proceso y a otra que se le fue cayendo el pelo..)
  3. Mantén una perspectiva de futuro positiva, a pesar de que en el momento presente todo lo veas negro. Es muy importante visualizarse en una condición de vida mejor para ti y tus hijos. (esto es muy importante y lo aconsejo yo..)
  4. Permítete vivir ese gran dolor, que genera la idea de fracaso, pero que este sea una lección de vida, que te permitirá retomar algunos de los derechos que como persona hayas olvidado. El derecho a ser feliz. (es este un nombre de telenovela?..)
  5. Evita el exceso de candidez, ni inseguridad ni blandura en cuanto a defender tu patrimonio conyugal, pero tampoco arbitrariedad ni actos de venganzas que a la final en ambos casos te perjudicaran. (Usa la acrobacia de las Mixtas, ni te conviertas en Bruja, ni te martirices como Santa)
  6. Mantén tu cabeza en alto, siéntete una heroína por dar este importante paso, habla del tema y ten una red de apoyo cercana para cuando más lo necesite. (Un grupo de amigas con las cuales tomarse unos vinos..)

 

 

Leave a Reply